Árbol que crece sólo en zonas donde no crece nada más. Tiene forma de “!” y solo sirve para recordar que la tierra es yerma.